​Muerta de cansancio, parte 2

Posted by Gretchelle Dilan, Ph.D. in Life After Paralysis on November 22, 2021 # Español

En el pasado blog hablábamos de lo difícil que se ponen las situaciones cuando el cansancio domina en las decisiones diarias para las personas con lesiones de la médula espinal. Yo llevo una mala racha identificando cuando tengo dolor y cuando tengo cansancio. Sintiendo tanta confusión, me he ausentado muchas actividades y he tenido que dedicar tiempo a mejorar mi energía y así no perder compromisos sociales y laborales.

Hay varias formas de mejorar la sensación de fatiga, pero es importante en primera instancia identificar cuáles son las capacidades del individuo. Cuanto en realidad podemos hacer de acuerdo con el nivel de nuestra y con quien podemos contar para diseñar una rutina en contra del cansancio extremo.

Un individuo puede tener ciertos desencadenantes que hacen que los períodos de fatiga sean más probables. Estos pueden incluir falta de sueño, comer alimentos poco saludables y hacer demasiadas actividades. Es importante que las personas con una lesión medular obtengan el equilibrio adecuado en lo que respecta al sueño, la dieta y el ejercicio. No podemos olvidar la situación de la vejiga y los intestinos y que entre más saludables y limpios estos estén, mejores niveles de energía tendremos.

La extensión de la lesión de la médula espinal también puede definir el tipo de estrategia que se implementa.

Aprenda a planificar mejor el día: Si uno comprende su relación con la fatiga, es más fácil planificar el día y evitar problemas que agoten su batería de energía. Si tiene un día lleno de actividades, no ponga otras actividades al día siguiente. Deje días en los medios para darle espacio al cuerpo a recuperarse.

Reducir el estrés físico: Usar dispositivos de asistencia que faciliten la vida. Por ejemplo, los equipos adaptados pueden ayudar a reducir la necesidad de poner esfuerzo y estrés en ciertas acciones que probablemente causen fatiga. Muchos no queremos pasar de una silla manual a una silla motorizada, pero el cambio puede significar en más rendimiento. En mi caso uso silla motorizada, precisamente para poder tener más horas laborables en otros.

Equilibrio entre descanso y actividad: Idealmente, el individuo quiere usar bien sus niveles de energía. Eso significa elegir sabiamente el momento para estar activo y el momento para descansar. Si está en la calle haciendo diligencias, descanse en el carro entre medio. Estírese en el carro y asegúrese de no comer pesado.

Hable y pregunte sobre la situación: Es importante que la persona pueda comunicar sus problemas relacionados con la fatiga a quienes le rodean y hacer ajustes. No es un asunto de ser vago o no querer cooperar con las actividades, sino que la fatiga es una situación seria y drenante. Pregunte a otros lesionados para aprender como ellos lidian con el cansancio extremo.

Hidratación y dieta: Lo que alguien pone en su cuerpo es importante ya sea que tenga una lesión de la médula espinal o no. Mucha agua y una dieta buena y saludable pueden marcar una gran diferencia en los niveles de energía. Especialmente comer mucho y pesado hará que usted se sienta más pesado y con menos energía.

Ejercicio: al igual que con una dieta saludable, hacer la cantidad adecuada de ejercicio es importante para combatir la fatiga. Mucho depende del nivel de lesión de la médula espinal, pero la actividad física puede mejorar el estado físico y reducir el cansancio general. Además, que es necesario controlar el peso para mejores ejercicios de respiración que nos ayuden en nivelar el cansancio.

Viajar: Planificar el viaje de antemano debería reducir el riesgo de encontrarse en situaciones en las que se produzca fatiga. Tener los espacios de descanso en la agenda reducirá el estrés de síndromes de fatiga inesperados.

Es esencial no simplemente soportar la fatiga por lesión de la médula espinal, independientemente de cómo se manifieste. Encontrar estrategias efectivas y realizar cambios en las rutinas diarias puede ayudar a aliviar los síntomas asociados con la fatiga y garantizar que tengamos energía para las cosas que más nos importan. Eliminemos los estresores que a veces hacen que nos perdamos esas actividades que influyen en nuestro bienestar.

Gretchelle Dilán, PhD vive en Puerto Rico con una lesión de la médula espinal. Ella es una psicóloga industrial y es la escritora de los blogs en español para la Fundación Reeve. Suscríbete a nuestros blogs en español para informarte sobre temas de interés como el empleo, la salud mental, la investigación, las experiencias diarias y más. Visita www.ChristopherReeve.org/Blog y haz clic en el tag “Español”.

The National Paralysis Resource Center website is supported by the Administration for Community Living (ACL), U.S. Department of Health and Human Services (HHS) as part of a financial assistance award totaling $8,700,000 with 100 percent funding by ACL/HHS. The contents are those of the author(s) and do not necessarily represent the official views of, nor an endorsement, by ACL/HHS, or the U.S. Government.